Jornadas

Los miembros de Rete 21 conocen diferentes experiencias de recogida de materia orgánica en Navarra
El compostaje es una de las salidas para el reciclaje de los residuos de materia orgánica. El compostaje es una de las salidas para el reciclaje de los residuos de materia orgánica. 11-02-2016 Medio Ambiente Desarrollo Rural Rete 21

La jornada se ha centrado en conocer varias experiencias de tratamiento de residuos como la planta de biometanización de Caparroso, donde se trata la materia orgánica de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona y de la Sakana procedente de residuos agroganaderos y de la industria alimentaria.


La Red de Entidades Locales por la sostenibilidad en el Alto Aragón (Rete 21), liderada por la Diputación Provincial de Huesca, ha podido conocer de primera mano diferentes experiencias de recogida de materia orgánica en la Comunidad vecina de Navarra. Hasta allí se ha desplazado la diputada responsable de Desarrollo Territorial y Medio Natural, Maribel de Pablo, junto a representantes de los ayuntamientos que conforman esta red y a personal de siete comarcas altoaragonesas.

Esta visita surge de la última reunión celebrada por Rete 21 el pasado mes de enero, en la que los municipios mostraron el interés por los sistemas de gestión de la materia orgánica urbana, ya que la legislación europea exige unos objetivos de reciclado de los residuos producidos en el año 2020 que obliga al tratamiento de esta materia para su consecución. 

La jornada se ha centrado en conocer varias experiencias de tratamiento de residuos. Para comenzar se ha visitado la planta de biometanización de Caparroso, donde se trata la materia orgánica de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona y de la Sakana procedente de residuos agroganaderos y de la industria alimentaria a partir de los cuales se genera compost y biogás que, a su vez, produce electricidad.

Maribel de Pablo califica esta visita de muy enriquecedora y apuesta por dar prioridad desde la Diputación a aquellas actividades de educación ambiental en los municipios que tengan que ver con el compostaje. En referencia a la necesidad de concienciar a la sociedad acerca de la gestión de los residuos, De Pablo afirma que "tenemos que trabajar en este sentido y una vía sería a través del Aula de la Naturaleza, que fomenta la educación medioambiental entre los más jóvenes y desde donde vamos a intentar abordar estas cuestiones relacionadas con el compostaje y el reciclaje de los residuos orgánicos en el próximo curso".

Más de una veintena de representantes de las entidades locales que conforman Rete 21 han participado en esta visita, entre los que se encuentra Daniel Isábal y José María Isábal, concejal de Urbanismo y concejal de Desarrollo Sostenible de Binéfar, respectivamente, Carmen García, concejal de Medio Ambiente de Huesca, María Victoria Mora, concejal de Medio Ambiente de Jaca, Lourdes Arruebo, presidenta de la Comarca del Alto Gállego y Ricardo Redondo, consejero de residuos de dicha comarca, además de Enríque Martínez, consejero comarcal de Monegros, Todos ellos han estado acompañados de técnicos y jefes de servicios de algunas de las áreas relacionadas con el medio ambiente y los servicios medioambientales de cada una de las entidades locales, además de representantes de la empresa pública Grhusa y de Monegros Servicios Medioambientales.

La Mancomunidad de la Comarca de Pamplona optó hace algún tiempo por el quinto contenedor de materia orgánica, cuyo uso está limitado, pues requiere cierto compromiso

La Mancomunidad de la Comarca de Pamplona optó hace algún tiempo por el quinto contenedor de materia orgánica, cuyo uso está limitado a aquellos vecinos que voluntariamente quieran participar, pues requiere cierto compromiso de los ciudadanos para que el resultado sea el adecuado. Los residuos depositados en dichos contenedores posteriormente se llevan a la planta de biometanización para fabricar energía eléctrica y compost. En este sentido los representantes de Rete 21 que han acudido a la visita han podido conocer las necesidades de sensibilización y concienciación ciudadana que deben ir aparejadas para llevar a cabo este tipo de iniciativas.

Para dar salida a los residuos orgánicos una opción es la fabricación del compost de manera individual o comunitaria. En la visita han recorrido las instalaciones Avi-compo, en Noain. Se trata de un mecanismo sencillo ideado por la Universidad Pública de Navarra que consiste en tres compostadores instalados en un gallinero. Los restos de comida sirven para alimentar a las gallinas y también para contribuir, por así decirlo, a la producción de huevos frescos y de un compost de primera calidad.

Otra realidad es la de la Mancomunidad de Sakana, donde existen compostadores para la recogida de residuos de manera comunitaria que posteriormente pueden utilizar ese compost para huertos o jardines, o bien el ayuntmaiento para las zonas verdes públicas. En otras localidades de esta Mancomunidad, se lleva a cabo otra práctica que consiste en la recogida de residuos puerta a puerta, donde cada día de la semana se recoge un tipo de residuo y que da como resultado una tasa de 80% de reciclaje de residuos orgánicos.